La chica del cabello rosa y una patineta al hombro – Reseña

Diversidad, confrontación y aceptación entre padre e hija

La diversidad sexual en el cine se encuentra cada vez de manera más abierta, compartiendo relatos de tolerancia, confrontación, oscilando entre dramas y comedias que poco a poco van abriendo paso a la representación de la comunidad LGBTTTIQ+. En el caso de la transexualidad, encontramos cintas importantes como el documental Paris is Burning, el drama de Los Muchachos no Lloran que contaba el caso real de Teena Brandon, pasando por el melodrama de La Chica Danesa o la comedia ácida de Tangerine, entre otros proyectos que han dado voz y presencia a este tema.

Desde Bélgica, llega el más reciente proyecto del director Laurent Micheli a la muestra de Talento Emergente de la Cineteca Nacional que justo habla de la transexualidad a partir de la mirada de una joven en La Chica del Cabello Rosa y una Patineta al Hombro, donde seguimos los pasos de Lola (Mya Bollaers), una joven trans que tendrá que enfrentarse con su pasado en forma de su intolerante padre (Benoit Magimel) en una historia familiar de confrontación, aceptación y reconciliación de los lazos que los unen.

Bollaers, que no tenía experiencia profesional como actriz, se presentó en el casting para interpretar a Lola, la chica trans que lleva de la mano esta historia. Su inexperiencia actoral se desvanece ante la naturalidad con la que adoptó su rol, mostrándose muy natural ante la cámara, como si se alimentara de sus vivencias personales y sus emociones para poder ir paso a paso mostrando la evolución de Lola y su relación rota con su padre. 

La película se está proyectando en la Cineteca Nacional.

Por otro lado, tenemos a Magimel, experimentado actor que comienza por ser un personaje bastante intolerante que poco a poco va bajando la guardia en este drama familiar que ofrece una perspectiva a lo duro de la discriminación de las personas trans que tienen que lidiar no sólo con el rechazo de la sociedad sino de la familia misma.

Ambos personajes se encuentran a partir de la pérdida de la esposa y madre, aquella que parecía ser la única que aprobaba la postura del hijo de convertirse en mujer. Esto sucede justo en el momento en que Lola puede someterse a la soñada operación de reasignación de género. Quebrada y con el dolor de la muerte, el pretexto para unir a los dos recae en el último deseo de la fallecida. Es así como Lola y su padre se ven forzados a emprender juntos un viaje a la costa belga que tendrá muchas consecuencias.

Más allá de la diversidad de género y la tolerancia, el mérito de Micheli es enfocarse en esta relación rota como detonante para conocer dos posturas que chocan en una familia quebrada y la capacidad de crecer de ambos en un camino autocrítico de aceptación. Esto implica enfrentar sus miedos, el entendimiento pero sobre todo la empatía que debemos desarrollar hacia el prójimo en una sociedad donde la comunidad trans sólo busca ser vista sin etiquetas, como seres humanos tal cual.

Es así que a través de una especie de road movie, ambos tienen que aprender y tolerar sus posturas, tanto el padre ver más allá de sus prejuicios acerca de su hijo varón y su deseo de ser mujer como la de Lola, esta chica independiente, libre, que busca ese apoyo de los seres queridos y que poco a poco se da cuenta de que no todo es como ella creía.

Trailer oficial de La chica del cabello rosa y una patineta al hombro / Cineteca Nacional

Conclusión

Rodeados de una música que hace de este viaje una experiencia intimista con la justa cantidad de drama, definitivamente la historia de Lola se convierte en un relato sencillo con una mirada muy personal acerca de la diversidad, la aceptación y de cómo en la tormenta de las diferencias familiares, siempre habrá un punto de reencuentro que nos lleve en un viaje de autoconocimiento, ya sea por la costa belga o en la patineta misma, enseñándonos la valiosa lección de ser quien eres y aprender a aceptar las diferencias. 

Consulta más reseñas aquí.

Ficha Técnica

  • Título original: Lola vers la mer
  • Dirección: Laurent Micheli
  • Guion: Laurent Micheli, Marion Doussot, Mariette Désert y Agnès Feuvre
  • Elenco: Mya Bollaers, Benoît Magimel
  • Duración: 2020
  • País: Bélgica-Francia
  • Año: 2019